Y1 — Capítulo 1

Capítulo 1: El primer encuentro con Ye Sanshao

Cheng Anya, mujer, 17 años, 164 centímetros de estatura, 48 kilogramos de peso, una gran belleza, sin personalidad es también un tipo de personalidad, estudiante de 11º grado.

Su atuendo consistía en una camisa amarilla pálida, pantalones vaqueros que habían perdido el color después de haber sido lavados, y zapatos de lona simples y sencillos. Tenía una apariencia bonita, fresca y pura, con un par de ojos grandes que contenían toda la inocencia en todo el mundo.

Hoy era el cumpleaños de su novio Wang Rui, y ella quería darle una agradable sorpresa.

Lo que llevaba dentro de su bolso era solo una pluma estilográfica, hecha a mano por un reconocido experto, que había seleccionado con sumo cuidado. Su precio no era barato; tuvo que vivir frugalmente durante dos meses antes de poder comprarlo.

Wang Rui estaba en el grado superior a su grado y era la persona más popular en la escuela, siendo la amante de los sueños de todas las mujeres jóvenes.

Justo cuando entró a la casa, inmediatamente sintió que las cosas eran algo extrañas. Delante del armario de zapatos había un par de tacones altos de cristal rojo, y dispersos por todo el suelo había chales rojos, chaquetas, faldas cortas, pantimedias largas…

Una camisa de hombre, pantalones…

Los sonidos de rejilla venían del interior del dormitorio en ráfagas cortas.

¿Un reality show?

Si este lugar no fuera la casa de su novio, Cheng Anya podría haber estado interesada y se habría inclinado hacia la puerta para ver el espectáculo.

Este par de hombres y mujeres ya estaban apurados. Cuando entraron por la puerta, ya estaban claramente ansiosos e impacientes, solo mirando el desorden en el piso y oliendo el olor a almizcle en el aire. Independientemente de cuán pura o ingenua era Cheng Anya, incluso ella sabía lo que había sucedido.

—Wang Rui, ¿me amas?

Una voz femenina seductora goteaba con un sabor tentador.

¿Chen Yingying? ¿Su buena amiga? Eh… ella solo había estado jugando juegos muy intensamente estos días. Esto fue una alucinación auditiva, una alucinación auditiva…

—Por supuesto que te amo, eres demasiado increíble, Yingying…

Se acercó al dormitorio paso a paso.

—Dime, entre yo y Anya, ¿quién es más habilidosa?

Su voz era excepcionalmente encantadora.

Hey hey hey, ¡deja de comparar la calidad de nuestras habilidades! Espera unos años, cuando tenga experiencia real en combate, ¡y te ganaré en un abrir y cerrar de ojos!

—Por supuesto que eres tú. Anya es demasiado anticuada. Hemos estado saliendo durante un año, y lo más íntimo que hemos hecho es tomarnos de las manos. Ella es una cabeza hueca, nada romántica. ¿Cómo podría ser tan encantadora como tú, cariño… un poco más rápido …?

Sí claro, tu boca es tan maloliente, solo los idiotas serían besados ​​por ti.

¡Era realmente intenso!

Esta situación también se convirtió en un problema demasiado grande, ¿no es así?

Joder, ¿cómo sucedió esto?

Chen Anya se admiró a sí misma un poco. En este momento, ella inconscientemente estudió su situación en su mente.

—An… Anya…

Cuando Wang Rui notó por primera vez a Cheng Anya con cejas fruncidas, rápidamente tiró del edredón para cubrir su cuerpo y el de Yingying.

—Anya…

Después de superar su vergüenza, Chen Yingying se levantó tranquilamente, sin preocuparse por su desnudo cuerpo completamente al descubierto. Aún quedaban marcas de rasguños lujuriosos por su lasciva situación—sexo.

Su estatura era verdaderamente ejemplar, y tenía las cualidades necesarias para desempeñar un papel de autobús[1], consideró melancólicamente Cheng Anya.

Chen Yingying tiró a Wang Rui un poco de ropa, y se puso sola la camisa de Wang Rui.

Cheng Anya estaba bastante tranquila. Aunque su tez era pálida, sus ojos solo mostraban una expresión dulce, fresca y pura. Mamá dijo que no importa en qué situación estuviera la gente, siempre tenían que sonreír, ya que era el mejor disfraz.

—Anya, ¡tú también lo viste! ¡Estamos juntos, así que deberías irte!

Chen Yingying se aferró coquetamente al brazo de Wang Rui de muchas maneras diferentes. Ella demostró esto para Cheng Anya, con una especie de actitud distante y remota y un tono compasivo.

Con ese tipo de aspecto descuidado, ¿cómo podría Anya ser capaz de hacer coincidir al guapo y brillante Wang Rui? Solo ella, Chen Yingying, tenía la capacidad de emparejarlo.

—Wang Rui, ¿por qué?

Si quieres estar con dos chicas a la vez, pudiste no haber ido por esa conocida mía en particular. Además, la reputación de esa persona también es muy mala porque es un famoso autobús por aquí.

Wang Rui rió fríamente y echó la cabeza hacia atrás. Su joven y hermoso rostro lleno de disgusto, y él dijo arrogantemente:

—Anya, te diré la verdad. Cuando originalmente fui tras de ti, fue porque hice una apuesta con algunos amigos. ¿Quién te dejó ser tan difícil de perseguir? Para decir la verdad, deberías verte a ti misma. Mirándome con una cara sin maquillaje y un cuerpo entero vestido de basura, ¿te crees digna de estar conmigo?

No importaba lo bonita que fuera, salir con ella realmente lo haría perder status.

—Así es como fue desde el principio…

Cheng Anya asintió con la cabeza en comprensión y rió dulcemente,

—¿Cuánto dinero apostaste?

—¡1,000,000!

—Bueno, es imposible ganar si no estoy contigo, así que ¡la mitad del dinero de la apuesta debería ser entregada a mí!

Cheng Anya rió aún más dulcemente, con ambos ojos emitiendo RMB[2].

Maldita sea, incluso después de engañarme, todavía no vas a dividir la mitad, tacaño.

La tez de Wang Rui se volvió oscura.

Mira, esta chica era tan hortera. En el momento en que se saca el dinero, ambos ojos se iluminan de inmediato con un resplandor de estafador. ¡A la mierda!

Él XXOO con otra chica frente a su cara, sin embargo, ¿ella todavía se estaba riendo tan dulcemente? Además, ella tenía la mente para preguntarle cuánto dinero apostaba e incluso exigió su parte del dinero.

¡Mierda! ¿Qué clase de monstruo es esto?

Chen Yingying no pudo contener su ira.

—Cheng Anya, ¿quieres conservar algo de dignidad?

—Por supuesto que quiero. Por lo menos, si tuviera que salir a vender mi cara, el precio sería aún más alto que el precio de los suyos. —Cheng Anya se rió con dulzura— Eres realmente tacaño. Si no das, entonces no darás. Una persona gana y se queda con todo el dinero. Ten cuidado con tu castigo divino.

“Como lo desea, hemos terminado. Tienen mis bendiciones de que ustedes siempre se bañarán en el río del amor .

Las tez de ambas personas se volvieron oscuras.

Cheng Anya sonrió, antes de girarse bruscamente y se fue.

*

Cuando se encendieron las primeras linternas de colores, la Ciudad A cobró vida con el ruido.

En el distrito dorado de una ciudad de bares animados y extravagantemente llamativos, la encantadora cintura de una mujer bailando se movía flexiblemente como una serpiente de agua en la parte superior del escenario. Llevaba un maquillaje pesado que estaba embadurnado de colores en su cara refinada y espléndida, y sus miradas coquetas y sedosas eran incesantemente seductoras, haciendo que los hombres del público aplaudieran.

La música sacudió los cielos, y el olor del vino era rico y fragante.

Este era un lugar de vino y mujeres, y un lugar para disfrutar de la vida.

Ante el mostrador de un bar, Cheng Anya se obligó a beber alcohol una taza a la vez, su tez se sonrojó.

El caso de Wang Rui por un lado resultó en que ambos se separaron. Aunque mostraba una apariencia muy natural y despreocupada, en realidad, su corazón todavía dolía un poco. Realmente, solo fue un poco.

—Anya, te comportas muy bien, ven y olvida todos tus asuntos infelices. Bebe un poco más, bebe un poco más.

Su hermana mayor, Lin Li, la animó a beber más vino y, al mismo tiempo, metió una pastilla dentro de su copa de vino sin pestañear.

—Deberías dejar de parlotear continuamente al lado de mi oreja, ¿de acuerdo? Déjame calmarme un poco

Dijo Cheng Anya sin entusiasmo, inclinando su rostro hacia arriba mientras bebía todo el vino.

Maldita sea, si no fuera por el hecho de que quería arrastrarte para pagar la factura, ¿quién podría soportar tu ruido?

Después de que la madre de Cheng Anya falleció, su madrastra llevó a Lin Li con ella cuando se casó con su padre. A pesar de que los dos habían estado juntos durante tres o cuatro años, su relación siempre había sido mala. El círculo de amigos de Lin Li estaba formado por una mezcla de dragones y serpientes[3], y ella cambiaba a sus novios más fácilmente de lo que ella daría vuelta las páginas de un libro. Cheng Anya no le había gustado desde el principio.

Solo que ella no tenía el dinero para pagar la factura de su intoxicación, por lo que solo podía arrastrar a Lin Li.

Lin Li soportó su furia. Maldita niña, en un momento, sufrirás. Al ver a Cheng Anya bajar esa copa de vino, orgullosamente sonrió para sí misma, y ​​le permitió al camarero llenar su taza de vino unas cuantas veces más. Luego Lin Li se apartó del camino, dirigiéndose a un lugar secreto y sombreado en la esquina de la puerta.

—¿Qué tal? Esa es mi pequeña hermana. ¿No es bonita? ¥ 3,000,000, ¡un precio fijo!

Lin Li dijo astutamente a un hombre con una apariencia miserable. Ella estaba en deuda con un usurero, pero realmente no podía pagarlo todavía, así que solo podía engañar a Cheng Anya para que fuera al bar y la vendiera al mercado clandestino para sustituir el pago de su deuda.

¿Quién la dejó tener la mala suerte de separarse y querer beber hasta embriagarse? Lin Li ni siquiera sintió una pequeña punzada de culpa.

—¡Trato!

Un hombre acarició su barbilla gorda, sus ojos exponían una luz obscena.

Verdaderamente de la mejor calidad. Este tipo de producto podría subastarse en el mercado clandestino hasta por ¥ 10,000,000.

Cheng Anya había bebido hasta que estuvo un poco intoxicada, pero no estaba completamente borracha. Maldita sea, Wang Rui la había llamado anticuada y aburrida, y ella solo le proporcionó pruebas de ello para que él la viera. Por tan malo de hombre como era, ella bebió hasta la embriaguez. Realmente fue estúpido en un grado extremo.

Cheng Anya se puso de pie, dejó su copa de vino y avanzó aturdida. De repente, su pie se torció, y ella chocó contra el pecho de un hombre mientras caía.

Era un hombre muy joven que parecía tener poco más de veinte años.

Tenía facciones perfectamente talladas y una apariencia extremadamente refinada. Era el tipo de hombre que pertenecía al arquetipo de un gran malhechor. Su cuerpo poseía un tipo de disposición que era naturalmente elegante y respetable, pero su par de ojos excesivamente fríos hacían que esta especie de gracia chocara con su casi indiferencia.

Un hombre indiferente con clase.

Los ojos de Ye Chen miraron escalofriantes hacia la mujer que había tomado la iniciativa de arrojarse sobre él con una cara llena de odio. Aborrecía a este tipo de mujeres que tomaban la iniciativa de envolverse más con los demás.

Al mismo tiempo que él la miró a los ojos, de repente …

¡Sobresaltado, se detuvo!

Todo el Cielo y la Tierra rebosaban colores brillantes y hermosos.

¿Es ella?

 

♥♥♥

Notas:

[1] Autobús como referencia de que van y vienen personas dentro de ella. Una mujer fácil.

[2] RMB es Renminbi, la moneda China, representada con un ¥ en esta historia.

[3] Dragones son buenas personas, y serpientes malas personas, en esta analogía.

Anterior   TdC   Siguiente

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s